• LPSL

Preparan el desembarco de un nuevo negociado con las empresas de Rossi

En medio de caos de transporte que afecta a miles de sanluiseños, el gobierno no encuentra una solución real y sale a anunciar futuras modificaciones al sistema. La idea del gobernador y su equipos es forzar el quiebre de las empresas actuales y reemplazarlas por otra afín.

La firma que volvería a San Luis es la de propiedad del diputado nacional, Agustín Rossi. Lo que marcaría un claro desembarco de los negocios ligados al kirchnerismo.


Mientras la provincia explota por la falta de colectivos desde hace más de 11 días, Rodríguez Saá prepara la llegada de aliados políticos con el fin de "aportar" a la campaña nacional.


Desde el diario propiedad del gobernador comenzó a prepararse el terreno para el arribo de los negocios del legislador rosarino. Quien no sería el único que "bajaría" a San Luis para recaudar.


Ciudadanos de todo el territorio puntano esperan una solución que no llegaría en las próximas horas. Con la UTA buscando desviar la atención y defendiendo al gobierno a pesar de que no se cumplieron nunca sus demandas, la crisis parece agudizarse y la único que quiere el gobierno es hacer colapsar las empresas.