• LPSL

La doble moral de los Rodríguez Saá para negociar con la Rosada

Según publica este miércoles el sitio Infobae, el gobierno de Alberto Rodríguez Saá estaría a punto de aceptar las negociaciones por el pago de la deuda que la Nación mantiene con la provincia.

En la publicación se deja en evidencia el accionar del saaísmo que discursivamente se muestra distante al gobierno pero por atrás se negocian acuerdos.


Desesperados por obtener fondos y con la obra pública totalmente paralizada, el gobierno provincial busca obtener recursos en medios de una grave crisis financiera y el déficit que le generó la entrega de 80 mil planes en las últimas elecciones. Al precio que sea, el modelo San Luis no puede mostrar su realidad económica y menos en un año electoral.


La sección “Círculo Rojo”, cuenta alguno de los pormenores de la estrategia que los hermanos Rodríguez Saá han llevado a cabo para conseguir dinero.


Uno de ellos son los gestos "políticos" que se han visto en el Congreso. El más evidente fue la "borrada" de Adolfo de la sesión por tarifas que impulsaba la oposición y la más reciente fue la ausencia de los diputados nacionales por San Luis que no acompañaron al Frente para la Victoria en la sesión que intentaron realizar contra el acuerdo con el FMI.


Las reuniones más que armoniosas del gobernador puntano es otra de la situaciones que marca la doble moral de la familia gobernante. Al parecer en las últimos encuentros, la administración de San Luis fue a buscar "lo que le den" y presentó una lista de obras para obtener a modo de pago.


La idea de Rodríguez Saá es realizar la misma acción que usó históricamente, presentar las obras como propias cuando los fondos provienen de la Nación. La totalidad de la viviendas de la provincia se hicieron con dinero del FONAVI, pero el aparato mediático del saaísmo ha construido la idea de que fue con recursos provinciales.


Lo mismo sucedería con estas obras que la Casa Rosada financiaría y serían parte de los anuncios de campaña que dará Alberto en un nuevo intento por llegar a la presidencia.