• LPSL

La Municipalidad de San Luis anunció el Comedor Púbico Social y los Merenderos Saludables

El Intendente de la ciudad de San Luis, Enrique Ponce, anunció esta mañana a través de sus redes sociales el Plan Municipal de Alimentación Saludable, “pondremos en marcha un Comedor Público Social y Merenderos Saludables en todos los Centros Municipales de los barrios, destinado a todas las familias en situación de vulnerabilidad” afirmó el intendente y acompañó la medida con imágenes que detallan el nuevo programa orientado a dar alimentación de calidad a vecinos que lo necesiten.

El municipio invertirá $600.000 en alimentos saludables y el 6 de agosto dará inicio al programa. La cantidad de personas que serán atendidas en el inicio del Plan Alimentario municipal será gradual y progresiva, comenzando con un piso de 300 personas en el Comedor Púbico Social distribuidas en cinco turnos. 


Los Merenderos Saludables en los Centro de Gestión Municipal (CGM) se acondicionarán para recibir hasta 100 personas cada uno en un turno diario, en total serán 700 personas atendidas diariamente en los siete CGM ubicados en los barrios Jardín San Luis, Feliz Bogado, José Hernández, 500 Viviendas Norte, Eva Perón, Rawson y 9 de Julio.

A las 10 de la mañana de hoy en la Sala de Situación, los funcionarios de las áreas municipales que trabajarán en el Plan Municipal de Alimentación Saludable, acompañados por la concejal María José Domínguez quien se ha desempeñado como funcionaria en las áreas de Salud y Desarrollo Social de la Municipalidad, realizaron una conferencia de prensa dando a conocer detalles de este nuevo programa municipal.

Sebastián Páez Segalá, explicó cómo se implementará el programa de Alimentación Saludable para dar acceso a comidas nutritivas a las personas que lo necesiten. El Comedor Público Social estará en las nuevas oficinas de la Secretaría que a partir de la semana que viene se ubicará en el acceso al barrio 9 de Julio para estar cerca de los vecinos que más atención necesitan. Los Merenderos Saludables funcionarán en todos los Centros de Gestión Municipal que fueron emplazados en la ciudad por la gestión de Enrique Ponce.

Las personas destinatarias de los comedores serán los menores de 14 años, mujeres en gestación o etapa de lactancia, personas con discapacidad, adultos mayores de 65 años o cualquier persona en situación de pobreza extrema o sin acceso a una alimentación adecuada.

Los vecinos presentarán DNI y libreta de salud y llenarán una encuesta ya que el municipio les hará un seguimiento de salud a quienes asistan a los comedores. Un equipo interdisciplinario de profesionales médicos realizará evaluaciones de los vecinos y su seguimiento y detectarán tempranamente patologías como celiaquía, diabetes, etc. y otras enfermedades producidas por la mala alimentación.

Los promotores territoriales visitaran las personas y las citarán en las oficinas de Desarrollo Social, se les dará una credencial que tendrá un seguimiento computarizado y transparente, y a partir de la evaluación médica se les asignará la dieta necesaria y actividades físicas según corresponda.

Charly Jacomet describió el sistema de credenciales que se otogará a quienes asistan al comedor y merenderos. “Nos pidió el Intendente ocuparnos no solamente de la nutrición de las familias sino también de la salud de las personas que asisten al comedor y los merenderos saludables. Mediante una tarjeta podemos almacenar el control inicial, con el índice de masa corporal, la historia clínica y los análisis que se hagan y después ver periódicamente mes a mes de qué manera va evolucionando la salud de quienes asisten al merendero o comedor”.

De esta manera podrá hacerse seguimiento digitalizado a personas con enfermedades crónicas o detectar situaciones para prevenirlas; la tarjeta permitirá saber en tiempo real cuál será la asignación de recursos que se deben hacer en el programa alimentario. La misma base de datos permitirá proponer actividades a las personas según su edad y necesidades, y medir el impacto social de todas las acciones para ajustarlo y perfeccionarlo.

“Hablamos de un Programa Municipal de Alimentación Saludable, quiere decir que está visto desde una integralidad de cuestiones: nutricional, sanitario, educacional, recreativo y también desde la digitalización y de la modernización poder brindar herramientas que sirvan para tomar mejores decisiones en la evolución del programa”.

La Licenciada en Nutrición, Agustina Civalero, habló del menú que se brindará en el Comedor Social del Plan Municipal Alimentario Saludable y destacó que se planificó un menú variado que abarca cinco semanas para rotar y abarca todo el espectro nutricional requerido, adecuado y equilibrado en vitaminas, minerales, proteínas, hidratos de carbono y grasas “para prevenir las enfermedades por déficit o exceso, como obesidad y las consecuencias de la misma que son diabetes, hipertensión, etc.” y afirmó que el objetivo “es que sea saludable, que sea variado y que no tenga grasas saturadas ni azúcares simples”.