• LPSL

La estrategia de “enemistad” entre los hermanos Rodríguez Saá llegó a su fin

La puesta en escena de una supuesta pelea de los hermanos Rodríguez Saá llegó a su fin. Este jueves, Adolfo apoyó los anuncios de su hermano y dejó en claro que la novela de la ruptura solo fue para las cámaras.

El repentino cambio dejó en offside a varios dirigentes que ya se habían subido al tren de la interna y comenzaron a atacarse entre sí. Por ello, el senador nacional bajó la línea para unificar el gallinero que estaba bastante revuelto.


La idea es que el PJ capitalice políticamente los anuncios y actos del gobernador, a pesar en muchos casos se trate más de discursos publicitarios que de medidas concretas a corto plazo.


Muchos toman esta “aparición” como una presión y ya hay más de un ministro que no vio con buenos ojos la llegada del Adolfo y su partido.