• LPSL

Jóvenes de Renca cuestionaron a Adolfo Rodríguez Saá y se enojó

La semana pasada tuvo lugar una reunión partidaria de la juventud aliada a Adolfo Rodríguez Saá. Un grupo de jóvenes se acercó a plantearle algunas cuestiones que enojaron al precandidato y no los dejaron entrar a la reunión.

El joven Hernán Martínez, hijo de un ex candidato a comisionado de Renca, en diálogo con la radio G de esa localidad manifestó que se acercaron a expresarle a Adolfo Rodríguez Saá que él había justificado su voto con “argumentos contradictorios” y utilizado argumentos “a favor de la vida” para oponerse a la Ley IVE porque estaban en la Constitución provincial pero que en la provincia, especialmente en Renca no practica lo mismo pues “si es defensor de la vida no protegió a una familia que recibió agresiones de un candidato de él” en las elecciones pasadas en esa localidad.

Adolfo Rodríguez Saá se enojó y les dijo que estaban mezclando todo y que él había votado según sus convicciones personales, ”le dijimos que él como Senador no debe votar según convicciones personales” manifestó el joven.

También le dijo a los jóvenes que él no defiende a nadie, a lo que estos le contestaron que “financiaba delincuentes” en Renca y les daba apoyo político en alusión a Romina Peralta, Intendente Comisionada electa, hija del ex intendente Claudio Peralta que según los jóvenes es el que “verdaderamente gobierna” en Renca. Cabe recordar que Peralta asumió en 2017 con un discurso lleno de amenazas y aprietes contra la familia del joven Martínez, en una violenta pelea política de la interna del rodriguezsaaísmo en el interior provincial.

El vetusto legislador se enojó al ser increpado por los jóvenes y no los dejaron entrar a los a la reunión del partido. Hernán Martínez dijo “tienen que escuchar a las bases, en vez de atraer a la gente la están espantando cada vez más. Nos tratan de militantes de segunda, como que nuestros votos no valen tanto como los otros”.

Martínez forma parte de un grupo de militantes que se autoconvoca para ir a las reuniones políticas a hacerse escuchar “porque no nos dan bolilla, no nos escuchan”. El intercambio con el senador Adolfo Rodríguez Saá “fue todo pacífico pero ellos lo vieron como una falta de respeto” dijo refiriéndose a la posición que tomó el senador y el séquito que lo acompañaba.

“No hay otro ámbito donde podamos plantear temas, nos hemos cansado de pedir audiencias, nosotros también somos parte del partido peronista”, agregó Martínez en diálogo con la radio. “En estas reuniones ya todo está armado para que se toquen algunos temas y si te querés salir de eso te atacan”. Nos trataron como “que éramos piqueteros que habían ido por un tema y salido con otro. Hacen una simulación de que te escuchan y después te dan un plan social para mantenerte quietito y callado o te excluyen de toda participación”.

El joven también comentó que sobre el voto de Adolfo Rodríguez Saá en el tratamiento de la Ley IVE, las mujeres del grupo de jóvenes están elaborando una nota mientras que el resto del grupo se abocará a seguir pidiendo más democracia en Renca “porque el gobierno de Renca es ilegítimo, llegó en elecciones fraudulentas y está haciendo un desastre con el pueblo”. Uno de los temas que los jóvenes querían exponer es el de las elecciones fraudulentas en Renca donde votaron personas que no tenían domicilio allí y que incluso fueron traídas de otra provincia.