• LPSL

El Supermercado Municipal cumple 4 años y continúa con los Precios Bajos Municipales

El 28 de mayo de 2015, el Intendente Enrique Ponce se inauguró el primer supermercado municipal de la Ciudad de San Luis en el Barrio Eva Perón. En aquel momento esta iniciativa formaba parte de la Red Comprar que era una política publica nacional en ese momento; sin embargo, pocos municipios se atrevieron a formar parte de aquel proyecto, y la Ciudad de San Luis se convirtió en una pionera en la zona Cuyo.

Desde el comienzo, la administración del supermercado tomó vuelo propio y características locales, generó acuerdos competitivos para productores y vecinos, incluyó un camión frigorífico que le permitió traer mejores precios en carnes, y avanzó con las propuestas de ofertas en los barrios y centro de la ciudad.


Con los cambios de gobierno a nivel nacional, el municipio mantuvo aquellas políticas públicas exitosas haciéndose cargo con recursos propios de sostener esta iniciativa. Así fue como se convirtió, prácticamente en el único supermercado municipal del país, visitado por intendentes de otras provincias para conocer cómo se había logrado una administración exitosa desde lo municipal, y ya comenzó a ser replicado en municipios de provincia de Buenos Aires y del interior.


Este supermercado no tiene como objetivo competir con las grandes cadenas de la Ciudad, ya que su razón de ser es enfocarse en aquellos productos de primera necesidad que permitan una alimentación equilibrada al vecino y a precios accesibles, y artículos básicos para el hogar.


Ahora, con el puesto fijo en Plaza Pringles y los puntos móviles de venta que recorren los barrios, el Super Municipal lleva una serie de ofertas llamada Precios Bajos Municipales, que ofrecen una completa cantidad de alimentos de la pirámide nutricional a precios rebajados, desde frutas y verduras, carne empaquetada a leche y alimentos no perecederos.


De este modo, en sus 4 exitosos años de vida, el Supermercado de la Municipalidad de San Luis ha concretado proyectos tan importantes como acercar kits escolares a costos muy bajos, pescado para Semana Santa, ofertas semanales, entre otras iniciativas muy bien recibidas por los vecinos. Esto lo ha convertido en la única experiencia exitosa de gestión estatal en la provincia en cuanto a alimentos por calidad y precio.


Se sumó además, el beneficio de las cuentas corrientes para los municipales, que alrededor del 20 de cada mes permite a los empleados municipales realizar compras que se descuentan en la liquidación siguiente.


Ante la necesidad de los habitantes de la Ciudad de acceder a alimentos a buen precio en este ciclo de crisis e inflación que afecta a todos, el Municipio proyecta abrir una nueva sucursal en poco tiempo más; de esta manera desde el Estado Municipal se trabaja en la seguridad alimentaria para las familias y especialmente para los niños.


La labor se completa con el comedor popular y los merenderos saludables en los Centros de Gestión Municipal, ya que la compra a productores a través del Supermercado Municipal permite brindar una correcta dieta y nutrición, optimizando el uso de los recursos.


Para celebrar estos 4 años de éxito, el Super Municipal continuará ofreciendo los Precios Bajos Municipales en los barrios y centro de la Ciudad.