Buscar

El intendente Ponce habló con la prensa y dejó importantes definiciones

El Intendente Enrique Ponce realizó importantes definiciones luego de la asunción de Charo Domeniconi en el Gabinete municipal el pasado martes.

De los motivos del nombramiento de la flamante funcionaria hasta conceptos sobre la política local, las internas partidarias, el desempleo en la provincia y la gestión, Ponce dejó claras e interesantes observaciones sobre los temas más importantes para la ciudad y la provincia.

Sobre los motivos de la designación de Charo Domeniconi, conocida referente política de San Luis, el intendente dijo que “las causas son múltiples, tiene que ver con la propuesta del proyecto político que estamos implementando desde el municipio, ir viendo aliados estratégicos en comunidad de objetivos. A la hora de ver aquellos factores más preponderantes de la lucha política, uno de los paradigmas que no podemos dejar de tener siempre presente es el de la autonomía municipal”.

También destacó la cercanía y coincidencias históricas que los unen en defensa de la autonomía de la Municipalidad de San Luis: “hay una relación personal, familiar, es una persona que estuvo en aquellas épocas tan difíciles acompañando la defensa en la lucha por la división de la ciudad y la resistencia que encabezó el intendente Carlos Ponce (padre). Que Charo hoy esté activa, siempre amando la política, y habernos encontrado en más de una oportunidad, dio lugar para que le hiciéramos esta propuesta. Como bien lo dijo Leandro Despouy, a Lilita Carrio le costó desprenderse de una persona de su confianza, de su aporte que es tan significativo, y además por todo lo que representa Charo trabajando dentro del municipio y dando aquellas peleas históricas, su incorporación en esta gestión, que nos haya dicho que sí, es algo de lo que estamos muy contentos”.

Consultado por los periodistas presentes en la Sala de Situación, Enrique Ponce afirmó que primero está la gestión y todavía falta para las elecciones del 2019, derribando la especulaciones que hacen los medios locales ante su actividad institucional, “cuando me reuní con los hermanos Rodríguez Saá y hacíamos un acuerdo institucional, algunos periodistas salían a decir que había un “matrimonio político”. Cuando vienen dirigentes de Cambiemos de peso y fuste, dicen que es “un pase a Cambiemos”. Cada vez que tomé una determinación política la hice de cara a mis militantes, a aquellos que creen en mí, y después lo hice públicamente con ideas claras y concretas, como haber armado un partido político propio, haber hecho las críticas a los errores que consideré había cometido el Frente Para la Victoria, del cual me aparté porque el FPV como tal ya no existe sino que la propia Cristina (Kirchner) armó Unidad Ciudadana”, y agregó “ para aquellos que estamos en la función pública y que tenemos que dejar de lado para un segundo puesto de importancia el qué vamos a hacer después que dejemos la función pública, primero está tratar de hacer todos los días la mejor gestión posible y por último pensar en qué cargo o qué continuidad política vamos a dar”.

Acerca de la actual pertenencia del jefe comunal al partido que fundó en 2015, destacó “se que tiene una significancia política, no voy a negar que estoy con muchas aspiraciones de darle un fuerte impulso a nuestro proyecto político, y el tema de las alianzas y las convergencias será algo que en el momento oportuno todos analizaremos y veremos si lo llevamos a cabo. Nosotros representamos un proyecto que se llama San Luis Somos Todos y a través de la gestión de las políticas públicas que consideramos tienen que ser para promover el bien común, crear bienes públicos de calidad, transparencia en la función, generar condiciones de desarrollo humano y social, modestamente, desde un municipio que tiene un problema histórico que es la falta de recursos coparticipables, significaría mucho y nos gustaría llevarlo adelante con continuidad. Pero eso lo definirá la gente, creo que falta muchísimo todavía para el año electoral”.

“Cuando a uno le toca estar jugando en la cancha el partido y no en la tribuna, y con todos los problemas que se están viviendo en la Argentina, en la provincia y en la ciudad, creo que toda la energía tiene que estar puesta hacia la gestión pública”.

Relación institucional con el gobierno nacional: “la relación es muy buena, mañana (por este miércoles) viene el ministro Rogelio  Frigerio, quiero agradecerle públicamente al ministro y a más de un funcionario nacional el apoyo a esta gestión, además tienen una muy buena virtud que es saber que son funcionarios nacionales y que nosotros desde el lugar que nos toca muchas veces hemos estado aislados de las decisiones nacionales”.

“Esto quiere decir que no siempre hay un sí como respuesta, a veces hay un no, pero siempre está fundamentado en cuestiones que tienen que ver con el entramado constitucional e institucional de los distintos niveles de gobierno nacional, provincial y municipal. El ministro Frigerio va a inspeccionar la nueva obra para la ciudad de la infraestructura de los desagües pluviales en la Avenida Lafinur. Es un hecho inédito, nunca vino un ministro a inspeccionar una obra pública que se esté realizando en la ciudad de San Luis, así es que la relación es muy buena, es óptima”.

El intendente manifestó una preocupación que atraviesa a todos los municipios provinciales por el recorte de fondos, la forma en que el gobierno provincial elude su responsabilidad con las localidades y especialmente como afectará a San Luis y Villa Mercedes que tienen transporte urbano que depende de sus municipios: “nosotros también estamos planteando cuestiones con preocupación, así como le manifesté al Gobernador y le pedí que no deje a los ciudadanos de la Capital huérfanos y carentes de derechos, tomando decisiones por todos nosotros, que nos invite a participar cuando él decide llevar adelante cuestiones que van rayando, incluso, el abuso de autoridad y poder, toda vez que quiere negociar derechos judiciales de causas que todavía no han tenido sentencia firme o algunos derechos adquiridos por sentencias que se ganaron, sin convocar a los intendentes. Esos ingresos que deberían venir para la provincia también deberían venir por la ciudad, y no poner a los vecinos de rehenes de sus designios electoralistas para soñar ser Presidente de la Nación sino que ejerza el federalismo él también con los intendentes, fundamentalmente, y no reclamándolo a la Nación”.

“Y también haciéndose cargo porque no puede ser que porque está en una pelea electoral política para darse continuidad en una provincia que lleva adelante un gobierno del mismo color político desde hace cuarenta años y queriéndose perpetuar veinte años más, abandone la responsabilidad de tener presentes a los intendentes. No puede tomar decisiones que van a avasallar sus facultades, el ejemplo es el traspaso de Nación de los subsidios de Transporte a las provincias, él decide no participar, y fijensé las consecuencias para la ciudad de San Luis: 70 millones de pesos que ya no disponemos del Fondo Federal Solidario de la soja” recordó Enrique Ponce luego de que los municipios perdieran esos ingresos cuando Alberto Rodríguez Saá se negó a firmar el acuerdo de las provincias con la Nación.

Un tema que le importa puntualmente es el transporte público de los vecinos y ante la transferencia de los subsidios nacionales a las provincias le envió una carta al gobernador de la Provincia para que asuma la responsabilidad y no dejé a los puntanos sin boleto estudiantil y sin subsidios para ese servicio esencial: “sin dudas que estamos en una situación muy preocupante, yo se lo manifesté al propio ministro (de Transporte de la Nación) Dietrich al que también le mandé una carta, y le expliqué la situación de Transpuntano. Desde que nosotros llegamos a la gestión, Transpuntano no se mueve con una situación polinómica para tener rentabilidad, es un servicio público. Se rompen mucho más los amortiguadores y las cubiertas, gastamos más combustible porque llegamos hasta el último de los lugares de la ciudad y además prestamos el beneficio y el derecho a un boleto estudiantil gratuito y de jubilados, quiere decir que no me pongo a ocultar ni a dejar de manifestar mi responsabilidad como intendente de la preocupación que tengo al pensar que si no hay una asunción de responsabilidad del Gobernador de absorber lo que podría ser el pasaje de los subsidios nacionales a la provincias, él después no se haga cargo con el transporte público en la totalidad de la provincia. En este caso, nosotros tenemos 1.800.000 boletos de Transpuntano por mes, y el que anda en colectivo es el que no tiene el vehículo particular o no puede pagar un taxi para que lo lleve al trabajo o la escuela. Así es que todo lo que significa la preocupación por la inflación y el nivel de vida de los vecinos nos preocupa y nos ocupa a todos nosotros”.

La hegemonía de medios que tiene la provincia, fue otro de los temas que mencionó en el marco de los ataques a la oposición y el blindaje que tiene el oficialismo en temas controversiales como el presupuesto 2019, “cuando está sesgada la información y se malinforma y desde el dominio público avasallante de los portales, del diario de la familia gobernante y del canal público de televisión que debería ser de todos, no solo se hace campaña política partidaria sino que además se difama a aquellos que no comulgamos con esos valores que ellos tienen; o los que pensamos que tenemos otra función que no es apropiarnos de bienes públicos del Estado para hacer campañas partidarias, y que no corresponde, para generar la contracara de la información”.

Más adelante hizo mención a un dato que los medios no suelen contarle a sus audiencias y lectores: el 80% de los fondos de coparticipación que recibe la provincia de San Luis es producido por el resto del país y no lo genera la provincia, y esos fondos no son presupuestados por el gobierno provincial de acuerdo a las necesidades de los municipios ni crear trabajo de calidad para los puntanos: “Cuando el presidente convoca a los gobernadores lo hace a los efectos de ver de qué manera se sale adelante de esta crisis, entonces es muy fácil y sencillo cuando el 80% de los recursos que llegan a la provincia son del resto de los argentinos, con un presupuesto como el que Alberto Rodríguez Saá manifiesta y que lo define como a él le parece”.

“Fijesé lo que significó la propuesta de presupuesto que elaboró y ahora dice que va a dar detalles, para no hacerse cargo de la situación y privar a toda la provincia y a todos los vecinos de hacer aquello que convenga para todos los puntanos: mayor salud, mayor educación, mayor seguridad, generar condiciones de desarrollo. Hace 20 años atrás, vecinos de extrema vulnerabilidad que percibían un ingreso de un plan social acomodaban piedritas a la vera del Río Seco, 20 años después siguen haciéndolo. Tenemos más de 75.000 planes sociales que están siendo paliativos para aquellos que más lo necesitan. En todo ese tiempo que ellos llevan gobernando ¿no pudieron generar condiciones de desarrollo? ¿no pudieron lograr que aumentara la proporción de recursos propios para tener una provincia que trate de ser la mejor provincia del país?. Entonces, yo estoy haciendo lo que tengo que hacer, no moverme con cuestiones personales ni diferencias personales sino siendo el intendente de los que me votaron y de los que no me votaron y promoviendo institucionalidad y manejandomé como me tengo que manejar que es con respeto tanto a las autoridades provinciales como las nacionales para articular políticas a favor del bien común”.

Al preguntarle qué opinaba sobre la supuesta interna que se ha hecho pública dentro del PJ provincial, respondió “yo hice algo siempre y es no meterme en la interna de ningún partido, opinar es meterme, pero voy a decir una sola cuestión porque la verdad no me la quiero guardar: es siempre la misma estrategia. Me parece que están queriendo instalar una falsa tesitura de una supuesta pelea entre los hermanos Rodríguez Saá pero que detrás de eso hay una estrategia electoralista relacionada a su posicionamiento de cara al 2019. Y quiero decir esto: yo nunca pude participar de la vida política del partido Justicialista porque siempre estuvieron las puertas cerradas, y me llevó a que tuviéramos un pronunciamiento distinto; primero participando de lo que fue el proyecto del Frente Para la Victoria, apartándonos luego de ese proyecto y después conformando un espacio propio que es San Luis Somos Todos. Hoy veo que hay una alta situación de conflictividad en todos los partidos políticos y creo también que es bueno para la Democracia porque genera participación y luchas y disputas de sus afiliados y militantes”.

Sobre la relación con los referentes de la oposición y el oficialismo, y el espacio de diálogo que los ha acercado a él y el senador Claudio Poggi, calificó la relación como muy buena, “hemos tenido más de una reunión, hablamos de la situación que nos tocó vivir. Estábamos en proyectos políticos enfrentados; él representaba el gobierno de la Provincia con el partido Justicialista y yo estaba en la municipalidad con un partido opositor al suyo y en una disputa política. Pero mientras él fue gobernador pude lograr cosas que no las pude lograr jamás con los Rodríguez Saá”.

“Cuando creí que era posible un mayor entendimiento con Alberto Rodríguez Saá después que ganamos las elecciones 2015 en toda la ciudad capital, muchos me decían que era un error creer en ellos, que no iban a cambiar nunca y que no iban a trabajar con el apego y el apoyo a la institucionalidad de lo que significa el voto popular consagrando una fuerza ganadora en la capital. Y duró poco, pero logramos que se hicieran 600 cuadras de pavimento y no se completaron las 400 restantes. ¿Cuándo se acabó el idilio, o “el romance” como decían algunos periodistas? cuando vieron que yo no tengo precio y que siempre pongo el interés general y el bien común por sobre los intereses personales y particulares, y decidí no ser parte de la alianza que él estableció con el kirchnerismo, así es que creo que la gente a eso lo tiene claro, y fue beneficioso ese entendimiento”.

Una vez más, el intendente capitalino dejó clara la diferencia entre las relaciones institucionales por el bienestar general y las alianzas políticas, y que las segundas le impiden al oficialismo provincial tener una mirada institucional sobre los municipios contrarios y promueve obras innecesarias en vez de atender lo importante, “si uno le pregunta a cualquier vecino de la ciudad capital o de la provincia, diría casi también del país ¿qué esperan de sus gobernantes?: es que diriman sus dificultades el día de la elección, mientras tanto que todos trabajamos con una agenda común de gestión pública para beneficio de la gente”.

“Lo que pasa es que cuando la contraparte no piensa así pasan estas cuestiones: ¿cuánto dinero ha invertido el gobernador de la provincia de San Luis, plasmándolo en un presupuesto, para generar condiciones de desarrollo en la ciudad capital?, si usted sabía que estamos haciendo cloacas después de 40 años porque faltaba una nueva planta de tratamientos de efluentes que nosotros culminamos y que se pudo terminar de pagar en el actual gobierno de la Nación  y que empezamos en el gobierno anterior. Entonces me pregunto, esas cuestiones de infraestructura, más allá de los pavimentos, las rutas y luminarias ¿por qué no se invierte en la capital? Hasta donde yo conozco dicen que van a hacer miradores sobre las cúspides de las sierras para ver la ciudad en altura; esos son cientos de millones de pesos. ¿Usted se imagina lo que significaría esa inversión para nuestra capital?, tenemos caños que tienen 90 años de antigüedad, y como antes no había agua y ahora es agua con presión se rompen y tenemos que andar cambiándolos. Entonces creo que hay que poner la mirada en eso, y también los legisladores, porque siempre cuando el foco está en un esquema autónomo que lleva adelante políticas públicas con esa visión y va en contra de la política pública que ellos llevan a cabo, somos foco de todo tipo de ataque. Tenemos que estar muy tranquilos, tenemos que generar condiciones favorables de diálogo nunca dejarnos llevar por las cuestiones personales y siempre apostar al diálogo.”

Los acercamientos entre opositores al modelo provincial que ha agotado sus ideas luego de cuarenta años mencionó que “somos muchos más de los que aparecemos, quizás con mayor visibilidad ante la opinión pública o la clase política, los que tenemos una convergencia que hace a que los planetas estén alineados. Sin duda alguna cuando hay una figura preponderante, la de Claudio Poggi que fue gobernador de la provincia y dio una batalla en la anterior elección donde los resultados lo favorecieron mucho en las PASO y después por distintas circunstancias, y fundamentalmente por cuestiones que tienen que ver con los manejos espurios de los fondos públicos -de todos los argentinos, diría-, porque en los planes sociales que hace Alberto Rodríguez Saá no está pensando en el desarrollo humano y social del individuo sino de qué manera tener un manejo clientelar y someter a aquellos que más lo necesitan o por la necesidad de comer, quizás fue uno de los factores que no contribuyeron a que Claudio no pudiera tener una victoria como la que tuvo en un principio”.

“Digo esto públicamente es porque él lo ha hecho público, ha hecho su autocrítica, lo veo con mucha vocación de articular consensos para sumar a aquellos que tenemos una mirada muy parecida en la agenda de las políticas públicas y de compromisos políticos. Más allá de las personalidades creo que lo que tenemos que hacer nosotros que tenemos esta función y que amamos la política es dar lucha siempre, permanente, por los valores y para llevar adelante siempre todo aquello que permita generar una provincia sustentable a lo largo del tiempo, no una provincia dependiente de los fondos nacionales que después cuando hay decisiones autoritarias o que atentan contra la democracia, nos privan a todos nosotros de ser parte también de la solución y defender los intereses de nuestra provincia. No puede una sola persona autoasumirse -en nombre de ser gobernador- los derechos de todos nosotros. Esa es la convergencia más allá del posicionamiento político que tiene Claudio Poggi y el resto de los dirigentes o el que pueda tener yo. Lo que nos mueve es una visión de agenda de política pública y proyectos que después veremos oportunamente si surge un frente electoral pero falta mucho para eso”.

Ya al final de las declaraciones, dejó espacio a futuras noticias auspiciosas para despejar las dudas de los vecinos que necesitan viviendas y que están inscritos en el plan Tu Techo Tu Tierra de la ex Granja La Amalia: “si nosotros hubiéramos comunicado mejor cada una de nuestras acciones, los vecinos no tendrían dudas sino que estarían junto a nosotros con absoluta felicidad y avanzando como lo estamos haciendo. Tenemos que comunicar mejor y también quiero transmitir tranquilidad porque somos absolutamente coherentes y vamos por muy buen camino para que lo que antes era una campo clandestino de desaparición y tortura de personas y 300 hectáreas desaprovechadas de la finalidad para la que habían sido creadas que era la afectación a la defensa para el Ejército, luego de nuestra gestión, lo que ningún intendente jamás se animó a hacer y otros quisieron hacer y no se animaron, hoy es una realidad y estamos hablando de la ex Granja la Amalia como un derecho para poder planificar su vida con un vivienda. Ya no es tierra de nadie, es tierra de todos, y el plan Tu Techo Tu Tierra marcha viento en popa, en muy pocos días más habrá mayores y muy buenas novedades”.