• LPSL

Crece el descontento en trabajadores del Plan de Inclusión por las promesas incumplidas

Trabajadores del Plan de Inclusión Social organizan una manifestación para repudiar su actualidad laboral y las promesas incumplidas por parte del gobernador Rodríguez Saá. En mensajes que circulan en las redes sociales llaman a marchar para que les den los contratos que les prometieron en la campaña.


Rodríguez Saá solo pasó a la planta de trabajadores a 5 mil y esto generó indignación en varios que poseen más de 20 años en el plan.


Otro punto de conflicto fue la llegada de los 80 mil nuevos beneficiarios y becados. Con las escuelas y organismos públicos abarrotados de gente, los históricos del plan perdieron sus lugares de trabajo. Incluso hay más de 10 mil que dejaron de ir esperando que los reubiquen.


Mientras tanto en Desarrollo Social no saben cómo hacer para acomodar el descalabro que quedó después de las últimas elecciones. Tal desorden se cobraría al actual responsable, Sergio Tamayo quien tendría las horas contadas al frente de la dependencia.