• LPSL

Con pauta de Rovella y del gobierno, Laborda vocifera contra la gestión municipal

Según fuentes de Cambiemos el Fiscal Federico Delgado pediría en los próximos días ampliar la investigación para determinar de manera detallada la relación entre Mario Rovella y Lázaro Baéz, como así también el fiscal pretende ahondar en los vínculos existentes entre Rovella y Adolfo Rodríguez Saá. A raíz de esta versión Rovella realizó en los últimos tiempos reiterados viajes a Brasil y Estados Unidos con el objeto de vaciar el patrimonio de sus empresas, viajes que incluyen varias escalas en Punta del Este para reunirse con Adolfo Rodríguez Saá, a quien Rovella se refiere como “El jefe”.


La relación entre Rovella y Rodríguez Saá en San Luis es conocida desde que la empresa Rovella y Carranza debutó en el rubro de la construcción sin siquiera contar con herramientas de albañilería. Según destaca el periodista Miguel Wiñazky en el libro El Último Feudo, en 1990 el gobierno de Adolfo Rodríguez Saá adjudicó de manera directa a Rovella y Carranza la construcción del Monumento al Pueblo Puntano de la Independencia, ubicado en Las Chacras.


Previamente el gobierno llamó a licitación y la adjudicada fue una empresa mendocina, pero el gobierno declaró fracasada la convocatoria a pesar de la protesta de perjudicados, que mientras tramitaban la impugnación de la decisión de Rodríguez Saá se enteraron que Rovella ya había comenzado a construir el monumento.


Wiñazky agrega además la sospecha de que la casa que Rodríguez Saá posee en la ladera de la montaña a mil metros de allí, fue construida con los mismos materiales que el monumento. A partir de entonces Rovella y Carranza no paró de acaparar licitaciones al punto de que entró al top ten de las empresas beneficiadas por el kirchnerismo con contratos de obra pública. “Cuando Tolcom recibió a mediados de enero los expedientes que explicaban su “fracaso” el monumento ya se estaba construyendo a toda máquina por Rovella y Carranza, la misma empresa que construiría la mansión colindante de Adolfo Rodríguez Saá”, dice uno de los párrafos del libro de Wiñazky.


De este modo Rovella se transformó en la cara visible de un emporio de alcance nacional que, además de construir la nueva Casa de Gobierno en Terrazas del Portezuelo, luego compró las empresas distribuidoras de energía de Salta, La Rioja y San Luis. En julio de 2016 Rovella fue denunciado por el diputado provincial Walter Oio por sobreprecios en la repavimentación de un tramo de 120 kilómetros de la Ruta Nacional 7 y a los pocos días de efectuada la denuncia la Justicia Federal allanó las oficinas de Rovella, como así también la delegación San Luis de Vialidad Nacional.


La empresa Edesal tiene una historia parecida a la de Rovella, porque cuando Adolfo Rodríguez Saá decidió privatizar la empresa estatal de energía, resultó beneficiada una empresa radicada en un paraíso fiscal, que no contaba ni con el capital ni con la experiencia necesaria para la distribución de energía eléctrica. De ese modo surgió el Exxel Group, que hasta ese momento no existía como empresa y que pasó a contar como parte del directorio al ex funcionario de Rodríguez Saá, Luis Amitrano.


En uno de sus escritos el Fiscal Federico Delgado advierte que “si tenemos en cuenta que Gotti Hermanos SA fue adquirida por Ravella & Carranza SA , el círculo se cierra indefectiblemente de nuevo en José Francisco López, ya que, él habría sido quien se habría “interesado” en la adjudicación de obra pública a esa empresa”.


En los últimos días Raúl Laborda comenzó a ventilar a través de las redes sociales y a través de su programa de radio una serie de denuncias contra la gestión del Intendente Ponce. La aparición de Laborda luego de la derrota electoral en las elecciones municipales donde sin éxito intentó obtener una banca como concejal, coincide con un acrecentamiento del acoso mediático que el Gobierno Provincial ejerce contra Ponce a través del Diario de la República y del canal oficial de televisión, como así también a través de un almácigo de perfiles militantes y de páginas de Facebook, estrategia ideada por el presunto consultor político Daniel Taito.


Resulta sugestivo entonces que, luego de liquidadas las aspiraciones a la concejalía y concluido el mandato de Laborda como diputado, en la página de FM Nuestra 91.1 haya cuatro anunciantes, de los cuales uno es el Gobierno de San Luis y el otro es la empresa Edesal, propiedad de Rovella, quien a través de esa pauta estaría financiando la andanada mediática contra el único opositor visible que en este momento tienen los Rodríguez Saá.

Al igual que ocurrió el año pasado con la red de fibra óptica de la Autopista de la información cuando la ULP intentó trabar la ejecución de la remodelación de un sector de Avenida Illia, ahora Rovella copió la estrategia y Edesal se niega a realizar la obra para el cableado subterráneo, con la intención de perjudicar la imagen de la gestión municipal, demorando la colocación del puente sobre avenida Lafinur para facilitar la estrategia del Diario y de Canal 13 de generar descontento entre los vecinos de la ciudad.